miércoles, enero 24, 2007

Terapias de risa para Docentes


Parecen los más estresados. Los trabajadores del sector sanitario y educativo son los colectivos que más sesiones de terapia de la risa han demandado en los últimos seis años. Así lo confirman los datos de la Asociación Vida y Risa.
Esta organización, que imparte cursos sobre risa y humor desde el año 2000, nació con el objetivo de desarrollar en la gente el humor como un recurso personal y profesional y de dar una dimensión más social a los beneficios de la risa. Desde hace dos años colaboran con la Asociación Aragonesa de Psicopedagogía en la formación del profesorado. Educación acaba de otorgarles una partida económica de 290 euros para financiar las sesiones formativas que se lleven a cabo durante el curso 2006-07.
"El docente necesita ahora más educación emocional que antes. Cada vez más trabajadores tienen el síndrome del profesor quemado (burn out). En estos cursos se les enseñan estrategias para solucionar los conflictos que surjan con alumnos, padres, compañeros o personal de la Administración. El objetivo es que aprendan a relativizar las dificultades y adquieran recursos útiles en su labor", señaló el presidente de la Asociación de Psicopedagogía de Aragón, Juan Antonio Planas.
María Isabel Riezu es enfermera y gelóloga, especialista en temas de risa y humor, y, junto con Arthur Verburg, es una de las monitoras de este curso para profesores, que tiene una duración de 20 horas.
A través de dinámicas de grupo y algunas nociones teóricas contenidas en una guía, intentan que cada participante se observe, tenga una percepción completa de sí mismo e "inyecte" creatividad y humor a sus emociones.
Uno de los ejercicios aúna la risa y el control respiratorio. Al ritmo de la respiración se incorporan los monosílabos ju ju y ja ja, a los que se suman los aplausos, un elemento para fomentar la autoestima, y el contacto visual. Después de un rato de ju ju, ja ja, la gente termina riendo de verdad y a carcajadas.
Los resultados, según Riezu, son magníficos. "El poder de la risa es sorprendente, puede hacer que dos personas desconocidas parezcan en unas horas amigos inseparables", explicó. A la mejora en la relación afectiva hay que sumar los beneficios que reírse tiene para la salud. "Los efectos de la risa se estudian desde hace 30 años y se han comprobado científicamente sus ventajas. Tras una sesión de risoterapia, el sistema inmunológico aumenta considerablemente, el aparato cardiorespiratorio mejora y el organismo libera endorfinas, que producen sensación de felicidad".
En seis años, la asociación ha tratado a unos 6.000 pacientes y el éxito de los cursos es grande. Las 20 plazas de los cursos que se imparten en los Centros de Profesores y Recursos (CPR) siempre se cubren.

Blogalaxia,tag:
noticias de educación en mundo educativo, blog de blogs

No hay comentarios: