sábado, marzo 11, 2006

Pon Aragón en tu mesa


''Pon Aragón en tu mesa'', sensibilizará a los pequeños sobre los productos autonómicos
De momento, el programa va a llegar a 100 centros, aunque está previsto que durante los dos años que va a durar la campaña este número se amplíe hasta los 130.


Escolares de 100 colegios disfrutarán desde esta semana de las actividades de la campaña “Pon Aragón en tu mesa”Se quiere sensibilizar a los niños del medio rural sobre la importancia de los alimentos aragoneses y, sobre todo, los que se producen en sus comarcasLa campaña “Pon Aragón en tu mesa”, que tiene como objetivo valorar los productos agroalimentarios de los territorios rurales aragoneses a través de acciones de información, sensibilización, formación y promoción, ha empezado a desarrollarse en los colegios aragoneses con un programa de actividades dirigido a escolares. En el desarrollo de la campaña “Pon Aragón en tu mesa” colaboran los 21 grupos de acción local aragoneses, acogidos a los programas Leader o Proder, por lo que esta iniciativa va a llegar a colegios rurales de todas las comarcas aragonesas. El programa de actividades está dirigido a escolares de segundo ciclo de Primaria (entre 8 y 11 años) y el principal objetivo es sensibilizar a los niños sobre la importancia que tienen los alimentos aragoneses y, más en concreto, los que se producen en su localidad o comarca. En definitiva, se pretende que conozcan los productos agroalimentarios que se elaboran en sus pueblos y que los valoren. En cada una de estas actividades participan alrededor de 25 alumnos. Para empezar la actividad, los escolares se sientan alrededor de Ana Mallén, profesora de cocina de Horeca ―con amplia experiencia en cursos de cocina para niños― y escuchan una charla sobre el aceite de oliva, el queso, los embutidos, los productos de la huerta, el ternasco, la ternera, los alimentos ecológicos… Los niños se muestran muy participativos y no dejan de preguntar, puntualizar o contar anécdotas. A continuación se desarrolla la parte práctica, que es la que más les gusta a los chavales: el almuerzo. En este caso, de nuevo, los productos que degustan son de la zona en la que se desarrolla la actividad. Mientras los escolares almuerzan, la monitora también aprovecha para explicar, por ejemplo, por qué un aceite es ecológico o descubre a los más pequeños de una forma muy didáctica la información que se incorpora en las etiquetas. Una vez que reponen fuerzas, los escolares salen al recreo y aprovechando la inyección de energía que acaban de recibir participan en un juego en el que recorren todo el territorio aragonés, descubriendo sus mejores alimentos. Llega el turno del monitor que les acompaña en un juego de la oca agroalimentario y 100% aragonés. Los niños se sientan en torno a un mapa de Aragón contemplando un largo camino que recorre todo el territorio, pasando por los Pirineos, bajando hasta el río Ebro, surcando tierras del Moncayo, buscando luego tierras turolenses, ascendiendo de nuevo por tierras de olivos del Bajo Aragón, para cerrar el recorrido. Y en cada parada aprenden algo sobre la ganadería, la agricultura, sobre la elaboración del queso, de los embutidos, etc. A través de este juego, los escolares descubren que en sus pueblos se elaboran productos agroalimentarios de gran calidad, aprenden cómo se cultivan, se elaboran o se crían y, sobre todo, averiguan que están muy ricos. La experiencia se desarrollará en todas las comarcas aragonesas a lo largo del año, pero también llegará a otros colectivos como consumidores, productores, o comerciantes, fundamentalmente en el medio rural, aunque sin desdeñar otras acciones dirigidas a la población urbana. El objetivo principal es que, a través del conocimiento de los productos locales y del fomento de una cultura de la alimentación sana y de proximidad, la población de todas las zonas rurales de Aragón valore los alimentos que se producen en sus pueblos. De esta forma, la campaña “Por Aragón en tu mesa” pretende mejorar la calidad de vida de los habitantes de las zonas rurales y una buena forma de conseguirlo es aprovechar sus productos agroalimentarios de calidad y su potencial turístico.

Vía: Diario digital agrario; blogalaxia,tags: